Enrama nace en 2017 con la intención de impulsar ecosistemas saludables y autorregulados, donde los cuidados estén en el centro, a través de actuaciones orientadas a la promoción de un desarrollo sostenible en sus tres dimensiones: económica, social y ambiental.
La sostenibilidad socio ambiental, la regeneración del territorio, la equidad, la economía social y la justicia social son fundamentales para ello y, en definitiva, para revertir el deterioro ecológico que sufre actualmente el planeta.